jueves 24/6/21

Españoles, Franco, ha vuelto

8m podemos 2
Marcha feminista. Imagen de archivo

José Manuel Franco Pardo, diputado en la Asamblea de Madrid desde 1995, y actual Delegado del Gobierno en la Comunidad de Madrid, esta semana lo ha vuelto a hacer, ha vulnerado los derechos constitucionales de los madrileños de nuevo.

Amparándose en cuestiones sanitarias, los de la rosa y el puño, los que se hacen llamar progresistas, los que hablan de la constitución y blablablá, solo tienen una intención clara, frenar toda reivindicación social que les adelante por la izquierda, no vaya a ser que se muestre el descontento de la ciudadanía ante su pasividad frente a todo lo que se procura reclamar en las manifestación o concentraciones que están siendo frenadas por el gobierno.

El PSOE, haciendo suyas las palabras de su secretario general, vuelve a perder el sueño de noche y al levantarse dar vueltas por España en su Volkswagen Golf, pero es que cada vez se le ve más el plumero, y sus acciones represivas son un arma de doble filo, paralizar la voz popular se le puede volver en contra.

Mayo de 2020, manifestación de cayetanos en el barrio de Salamanca en plena pandemia, Estado de Alarma vigente y con las medidas más estrictas, nos encontrábamos en el foro en confinamiento total. Los sucesos en los que se veía aporrear señales de tráfico con palos de golf ante la mirada de FFCCSE sin que estas movieran un solo dedo duraron varios días.

Ese mismo mes, dentro de 6.000 vehículos según delegación de gobierno, se permitía otra manifestación convocada por Vox, estábamos confinados, no hubo control de ningún tipo para saber de donde procedían esos vehículos, a pesar de estar prohibido cruzar los límites de las CCAA.

Según datos del Ministerio de Sanidad, Madrid en ese mes tenía 62.395 casos de Covid mediante PCR y una incidencia acumulada del 69,23%. En las UCI,s madrileñas se encontraban 3.431 pacientes, ya levábamos 8.376 fallecidos.

Agosto de 2020, más de 2.500 personas se manifiestan en Madrid en contra de las medidas sanitarias, negando la existencia de la pandemia mundial, y haciéndolo impunemente sin mascarillas y sin guardar las distancias mínimas de seguridad. En la capital ese mes se registraban 102.382 casos confirmados, 44.028 de ellos precisaban ingreso hospitalario, 8.537 fallecían.

Diciembre de 2020, de nuevo, miles de coches paralizan Madrid, esta vez en contra de la Ley Celaá, da igual que sean manifestaciones en contra de sus propias leyes, tenían garantizado que saliera adelante, lo cual este tipo de evento les favorecerían dándole más publicidad al KO técnico a la oposición.  No uno, sino dos días seguidos se celebraba en el Wizink Center conciertos de Raphael con una afluencia de 5.000 personas en cada una de las noches del 16 y 17 de diciembre.

Llegando a las navidades, la comunidad que desde el año 1995 es una batalla perdida para los socialistas se encontraba con 388.498 casos de Covid, 22.258 de ellos diagnosticados ese mismo mes, solo en la primera semana de diciembre ingresaban en UCI 106 personas, con una incidencia acumulada de más de 800 personas por cada 100.000 habitantes, solo en un día fallecían 9 personas más.

Febrero de 2021, vítores a la División Azul se escuchaban por las calles madrileñas, ciudadanos atónitos veían un año más un vergonzoso y lamentable pasacalles cubierto por banderas anticonstitucionales, discursos antisemitas, proclamas fascistas con total impunidad, al día siguiente se prohibía una manifestación a favor de los servicios públicos convocada por más de 120 colectivos. Madrid el mes pasado cifraba en 583.862 los casos confirmados, 20.370 diagnosticados en solo catorce días, 303 personas ingresaban en UCI, perdíamos por fallecimiento 119 vecinas y vecinos madrileños.

A pesar de que como se observa en los datos ofrecidos un índice a la baja, Franco ha suspendido todas las convocatorias relacionadas con la lucha feminista para este fin de semana y para el lunes de la semana que viene, aun habiendo sido solicitadas en tiempo y forma, diluyendo una masiva asistencia en la capital como se viese en años anteriores dividiendo la asistencia en varios municipio madrileños, repartiendo esta en distintos días, y por si no fuera poco, la principal, la más sonada, también sería en distintos puntos de Madrid con una asistencia máxima de 500 personas.

En el año 2020, 45 mujeres fueron asesinadas.

Españoles, Franco, ha vuelto