domingo 20/6/21

Despropósito criminal

NUEVATRIBUNA.ES - 6.6.2010En estos días estamos observando todo tipo de calificativos sobre la gravísima agresión de Israel en el asalto a la flotilla solidaria que pretendía llegar a Gaza con su cargamento de ayuda humanitaria.Han sido tantas y tan graves las agresiones de Israel contra sus vecinos que ya nada causa excesiva sorpresa en el mundo.
NUEVATRIBUNA.ES - 6.6.2010

En estos días estamos observando todo tipo de calificativos sobre la gravísima agresión de Israel en el asalto a la flotilla solidaria que pretendía llegar a Gaza con su cargamento de ayuda humanitaria.

Han sido tantas y tan graves las agresiones de Israel contra sus vecinos que ya nada causa excesiva sorpresa en el mundo. Y lo más grave de todo es que ellos, el gobierno de Israel, son conscientes de que ante los organismos internacionales y por mor de la influencia que ejerce en los mismos EEUU, gozan de total impunidad.

Ni la ONU ni la OTAN, en sus reuniones extraordinarias celebradas para analizar los hechos, han osado condenar a Israel por su intervención criminal en aguas internacionales. Han llegado al esperpento de condenar las muertes pero no a quien las ha producido. Dejando a uno de sus socios, Turquía, en un papel irresistible y de imposible comprensión para sus ciudadanos. Que una vez más sienten que, en definitiva, se ha vuelto a tratar de un paripé formal y ello a pesar de la gravedad de lo acontecido y de las víctimas provocadas en el asalto a su barco.

“LOS SIETE IDIOTAS”

En un primer momento, incluso la prensa israelí llegó a bautizar a los responsables de la decisión del asalto como “los siete idiotas”. Sí, así es como la mayor parte de la prensa llegó a calificar al grupo de ministros, con Netanyahu a la cabeza, que ordenaron el asalto sin medir las consecuencias ni las repercusiones políticas, pero especialmente lo que ha escocido ha sido la inutilidad militar demostrada por su ejército en el asalto, no nos engañemos. Y no ha sido el único titular que ha reflejado el malestar de la opinión pública de Israel hacia la “torpeza” inaceptable y con resultados criminales (añado yo), del gobierno de Netanyahu. Aunque seguramente ahora, con la que está cayendo a nivel de opinión pública internacional contra su país, acabarán poniendo sordina a sus críticas.

En cualquier caso, desde la llegada hace poco más de un año, de este personaje al gobierno de Israel, ya se podía prever que se iban a multiplicar las provocaciones y las agresiones en la zona.

La llegada de Netanyahu representó la confirmación de que los fanatismos se retroalimentan: en Palestina Hamas negaba el reconocimiento del estado de Israel y Netanyahu hacia lo propio desde la misma campaña electoral, respecto a Palestina.

Luego, una vez elegido, todavía iría más lejos al no reconocer ni si quiera los acuerdos firmados por anteriores gobiernos de su propio País: Oslo en 1993, la hoja de ruta en 2003 y el compromiso de Annapolis del año 2007.

Estos eran los antecedentes, salpicados además con la provocación desde el minuto siguiente a su elección, de su empeño en continuar incrementando asentamientos judíos en terrenos palestinos de Cisjordania…

¿Alguien esperaba, de verdad, otra cosa de “los siete idiotas”?

Las sutilezas de la ONU y de la OTAN para no condenar al gobierno de Israel por su criminal acción son de nuevo un grave error.

“Los siete idiotas” no entienden de sutilezas y solo van a interpretar que pueden seguir haciendo lo que quieran y que Obama, como antes los anteriores presidentes de los EEUU, no va a hacer otra cosa que respaldarles. Y además, por si en algún momento las cosas se pudieran poner realmente mal, siempre estará Hamas para encargarse de disipar cualquier duda. Sí, Hamas, el otro inútil de la política en la Región.

Martín Landa - Sindicalista

Despropósito criminal
Comentarios