sábado 19/6/21
LOS ACTIVISTAS LLEGAN A BARCELONA

"Un periodista turco fue asesinado. Su único delito era tener una cámara"

Con pancartas con lemas “Israel asesino del pueblo palestino”, decenas de personas se apostaron este viernes en el aeropuerto de El Prat para recibir a Laura Arau, David Segarra y Manuel Tapial, quienes tuvieron que improvisar una rueda de prensa ante la avalancha de medios. Los tres anunciaron que estudiarán acciones legales contra Israel.
NUEVATRIBUNA.ES 04.06.2010

Los tres cooperantes españoles retenidos por el gobierno de Israel tras el asalto a la ‘flotilla de la libertad’ ya están en casa. A primera hora de la tarde de este viernes, su avión, procedente de Estambul (Turquía) –donde hicieron sus primeras declaraciones inmediatamente después de su liberación- aterrizaba en el aeropuerto barcelonés de El Prat. Allí les esperaban sus familiares, amigos y una auténtica avalancha de medios y periodistas ante los que tuvieron que improvisar una rueda de prensa. Laura Arau, David Segarra y Manuel Tapial mostraron toda su indignación ante la actuación de Israel que ha costado la vida a 10 personas y herido a otras 50.

“Los hechos son diez asesinados, 50 heridos por armas de fuego, algunos de ellos a quemarropa, cualquier otra interpretación es propaganda barata”, destaco el periodista de Telesur lo que luego ha sido confirmado por los forenses turcos.

Segarra pidió la “inmediata expulsión” del embajador israelí en España y destacó el trato que se había dado a la prensa: “una de las personas asesinadas era un periodista, un fotógrafo turco, que fue asesinado por un disparo en la frente. Ahora está muerto, su único delito era tener una cámara”, afirmó.

También explicó que a todos los representantes de medios de comunicación que iban en la flota solidaria les destruyeron todo el material. “Es un ataque contra 50 naciones en nuestro Mediterráneo, han tratado de silenciar la voz de tanta gente y no han podido, hay más medios que nunca, la sangre de estas diez personas que han dado sus vidas no ha sido en vano”, afirmó. "Todo el material periodístico fue destruido, y fuimos secuestrados en aguas internacionales", dijo el periodista, quien terminó proclamando ¡Viva Palestina llibre!.

DENUNCIARÁN AL GOBIERNO ISRAELÍ

Por su parte, Tapial anunció que estudiarán todas las acciones legales que estén a su alcance para denunciar al gobierno de Israel “por crímenes contra la humanidad y por piratería”. El cooperante, al que acompañaba su padre que ha estado en permanente contacto con el Ministerio de Exteriores español mientras ha durado la detención de los activistas, aseguró que se encontraban bien, “enteros” y “con muchas ganas de volver a hacer “cosas de sensibilización sobre la realidad palestina”, palabras que provocaron el aplauso unánime de las personas que izando banderas palestinas se apostaron en el aeropuerto para mostrar su apoyo a los activistas gritando consignas de ¡viva la lucha del pueblo palestino!. También se vieron pancartas con lemas como Israel asesino del pueblo palestino o los políticos en el poder han perdido la moralidad y la decencia, rezaban algunas pancartas.

Tapial anunció el envío de más barcos dirección a Gaza –alguno quizá podría salir desde Barcelona- y recordó que todavía hay una nave de nacionalidad irlandesa que podría llegar este mismo viernes por la noche. Todos se mostraron muy críticos no sólo con las autoridades israelíes sino también con el Gobierno español al que culpan de no haber hecho nada por auxiliarles. Asimismo tuvieron palabras de agradecimiento para las autoridades turcas por toda la ayuda prestada.

El cooperante también recordó que antes del ataque de la armada israelí reclamaron al Gobierno que mediase ante Israel para "evitar una masacre", pero que no les consta que el Ejecutivo actuase. "Evaluaremos si puede haber alguna imputación jurídica", aseguró, y exigió al Gobierno que tome medidas para que los activistas sean recompensados por el agravio y recuperen el material periodístico que les fue confiscado.

Por su parte, Arau afirmó que el Govern no se puso en contacto directo con los activistas en ningún momento, sí con sus familias. El Gobierno central "ha hecho bien poca cosa", añadió, al tiempo que agradeció los esfuerzos del Ejecutivo turco, que según explicó gestionó su salida de Israel y costeó su estancia en Turquía.

"Un periodista turco fue asesinado. Su único delito era tener una cámara"
Comentarios