miércoles 23/6/21
RECOMPOSICIÓN DE FUERZAS EN PODEMOS

Los ‘pablistas’ señalan el camino de salida a Errejón

Abogan por acabar con la secretaría política y rebajar su autonomía como portavoz parlamentario.

nucleo duro
Irene Montero, Rafa Mayoral, Pablo Iglesias y Juan Carlos Monedero en Vistalegre 2.

La nueva recomposición de fuerzas en Podemos tras Vistalegre 2 pasa por quitar atribuciones a Íñigo Errejón, gran derrotado en la Asamblea. Aunque los ‘errejonistas’ mantienen un tercio de la cuota de poder en el Consejo Ciudadano, el núcleo duro de Pablo Iglesias plantea rebajar el liderazgo que hasta ahora había ostentado Errejón como número dos del partido.

La primera medida de calado será la supresión de la secretaría política de Podemos, un cargo ‘ad hoc’, que no tiene antecedentes en ninguna otra formación y que se conformó para situar a Errejón al mismo nivel que Pablo Iglesias y que los ‘pablistas’ consideran que ha sido utilizado para hacer sombra el ya indiscutible líder del partido.

Entre los primeros que apuntaron la posibilidad de acabar con esta función se encuentran Carolina Bescansa y Nacho Álvarez que en los documentos presentados cara a Vistalegre proponían un nuevo organigrama donde no figuraba la secretaría política que convirtió a Errejón de facto en número dos, un puesto del que ahora ha sido desplazado en el Consejo por Pablo Echenique.

Una de las voces que con más claridad defiende esta postura es Juan Carlos Monedero. Este mismo domingo, el cofundador de Podemos afirmaba que "no tiene sentido que el secretario político no sea el mismo secretario general. Deberían revisarlo". Monedero aseguró en declaraciones a La Sexta que él ha estado en contra de esta Secretaría “desde el principio” ya que “en ningún partido de España existe este cargo” y afeó a Errejón por -según él- plantear a Iglesias ser secretario político “una forma de decir soy un secretario general bis”.

Pero de ser este cargo importante cara al futuro político de Íñigo Errejón, aún más lo son las funciones que desempeña como portavoz en el Congreso. En el entorno de Pablo Iglesias abogan por mantenerlo pero ‘tutelado’ por otro dirigente, de ahí que se valore la posibilidad de nombrar a Irene Montero, persona de confianza de Iglesias, como nueva secretaria general del Grupo de Unidos Podemos en la Cámara Baja, un cargo que hasta ahora había ostentado Carolina Bescansa.

Precisamente Monedero y Montero ya están marcando a Errejón el camino de salida. El primero invitó este domingo al todavía secretario político poner su cargo a disposición de la nueva dirección preguntando a la nueva Ejecutiva “dónde es más útil”. Por su parte, Irene Montero también manifestó que la formación debe seguir contando con Errejón pero en la misma medida que lo hará con dirigentes como Bescansa y Nacho Álvarez, que ya están fuera de la Ejecutiva de Podemos.

Los ‘pablistas’ señalan el camino de salida a Errejón
Comentarios