lunes 14/6/21

Las administraciones y empresas públicas pierden todos los puestos de trabajo ganados en una década

Los objetivos de "adelgazamiento" y disminución del sector público perseguidos con ahinco por parte del gobierno del Partido Popular avanzan con fuerza. Los datos de empleo en el sector público constatan esta realidad. La apuesta política del gobierno de Mariano Rajoy, incide de forma clara en la reducción de plantillas de maestros, médicos y todos los sectores profesionales públicos vinculados con las políticas de asistencia y bienestar social.

Las administraciones y empresas públicas han destruido 424.800 puestos de trabajo en los dos últimos años: 34.800 empleados públicos menos que en el trimestre anterior y 121.400 menos si se compara con el último trimestre de 2012.

En estos momentos, recuerda el CSI-F, la plantilla del conjunto de las administraciones públicas se sitúa en el mismo nivel que se registraba en el segundo trimestre de 2004, es decir, hace casi casi diez años. 

Desde 2011 se ha reducido el número de empleados un 13,1%, según los datos procedentes de la Encuesta de Población Activa (EPA) del cuarto trimestre del año recogidos por CSI-F.

El sindicato, que califica la pérdida de empleos de "sangría" en el sector público, denuncia que se ha destruido 424.800 empleos en dos años. "Una de cada diez personas que trabajan en este sector ya no están en su puesto", subraya.

En estos momentos, recuerda el CSI-F, la plantilla del conjunto de las administraciones públicas se sitúa en el mismo nivel que se registraba en el segundo trimestre de 2004, es decir, hace casi casi diez años.

"La Administración se encuentra al borde del colapso y en los próximos años el sistema se hará insostenible si no adoptamos medidas, empezando por una convocatoria general de empleo público", 

Según el tipo de administración, en la Administración Central el número de asalariados descendió en último trimestre de 2013 respecto al último de 2012 en 33.700 en la Administración Central, mientras que se perdieron 6.700 en la Seguridad Social; y 94.500 en las comunidades autónomas. Por el contrario, la ocupación subió en 13.700 personas en los ayuntamientos y en 700 personas en las empresas públicas. "La Administración se encuentra al borde del colapso y en los próximos años el sistema se hará insostenible si no adoptamos medidas, empezando por una convocatoria general de empleo público".

De continuar esta dinámica de pérdida de puestos de trabajo en la Administración Pública, que no pretende exclusivamente un ahorro presupuestario sino el trasvase de actividad y gestión al sector privado, la calidad y la propia supervivencia de muchas empresas y servicios públicos se pondrán en peligro.

Las administraciones y empresas públicas pierden todos los puestos de trabajo ganados...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad