sábado 19/6/21
ENTREVISTA A MIGUEL ÁNGEL ABEJÓN

"Si nos agreden, responderemos contundentemente"

Miguel Ángel Abejón es secretario de Organización de UGT-Madrid y vive las horas previas a la manifestación de esta tarde inmerso en los preparativos. Espera que el Gobierno tenga en cuenta la reacción de la calle y reconsidere su propuesta. Pero avisa de que los sindicatos están dispuestos a llegar aún más lejos si se persiste en la línea de recortar derechos.
NUEVATRIBUNA.ES - 23.2.2010

Nuevatribuna: ¿Qué le parece que el propio ministro de Trabajo haya abierto en la Comisión del Pacto de Toledo el debate sobre el aumento del periodo para calcular las pensiones?

Miguel Ángel Abejón: Cuando oí las declaraciones, pensé que sin duda Corbacho estaba apoyando la convocatoria de movilizaciones. Esas declaraciones crean más incertidumbre en un momento en el que hay problemas de fondo y de forma respecto a las pensiones porque no estamos acostumbrados a que se hagan anuncios de este tipo sin establecer un diálogo con los interlocutores sociales. Creemos que se ha roto una tendencia y unas formas que pensábamos que estaban asumidas. En este momento, insistir en esa línea refuerza la convocatoria de los sindicatos.

NT: ¿Hay riesgo de ruptura del consenso que siempre ha presidido el Pacto de Toledo?

M.A.A.: No debería haberlo y esto no debería convertirse en elemento de confrontación. Nos parece que en un momento como éste lo prioritario es reactivar la economía y crear empleo y no las salidas para recortar derechos de los trabajadores. Ahora bien, declaraciones como las del ministro Corbacho sólo sirven para introducir incertidumbre. El Gobierno debería reflexionar sobre la necesidad de preservar el marco de consenso social y parlamentario que significa el acuerdo actualmente en vigor.

NT: ¿Cree que se aceptará finalmente sustituir el retraso de la edad legal de jubilación por la prolongación voluntaria e incentivada de la vida laboral, tal y como proponen ustedes?

M.A.A.: Eso es lo que ya está en la ley y lo que nosotros, efectivamente, defendemos. En España la edad media de jubilación está en 63 años y 10 meses, muy por encima de la de muchos países europeos. Hay que incentivar la prolongación de la vida laboral para que las jubilaciones se acerquen a los 65 años. La propuesta del Gobierno de aumentarlas a los 67 años supone en realidad una reducción adicional de las pensiones para aquellas personas que no puedan seguir trabajando a partir de cierta edad.

NT: ¿Hay riesgo de fractura social?

M.A.A.: Nosotros, los sindicatos, nos hemos hartado de decir que si nos agreden responderemos contundentemente. Mientras no se planteen recortes de derechos de los trabajadores, estaremos en una actitud constructiva. Se nos pregunta mucho si iremos o no a la huelga general. En este caso, si no asumimos soluciones al margen de los mercados financieros y de los gurús y nos centramos en el recorte de derechos habrá que planteárselo. La protección social es hoy más importante que nunca. Nos parece que lo que se está haciendo con las pensiones es un enfoque erróneo. Insisto: si hay agresión a los derechos de los trabajadores, reaccionaremos.

NT. ¿Esperan que las movilizaciones hagan que el Gobierno reconsidere su postura?

M.A.A.: Esperemos que tengan ese efecto pero, si no es así, vamos a estar muy atentos porque vamos a defender el sistema público de pensiones. No podemos hablar de crisis del sistema cuando el gasto social está tres puntos por debajo de la media europea y hay un superávit de 60.000 millones. No es necesario tocarlo. Nosotros planteamos la separación de fuentes, es decir, que los complementos de mínimos que forman parte de la política social se financien con cargo a los Presupuestos Generales del Estado. Pero el debate sobre la reforma de las pensiones no es en este momento lo fundamental. No entendemos a qué viene. No es cierto que la Seguridad Social haya entrado en crisis. Alarmar con lo contraio es incorporar dificultades.

NT: ¿Por qué el Gobierno está haciendo más caso a los mercados y a los gurús, que están en el origen de la crisis, que a los sindicatos, que le han apoyado desde un primer momento?

M.A.A.: El Gobierno se ha visto presionado por el establishment, que lo ha pasado muy mal. Pero debería tener en cuenta que se le ha ayudado con dinero del contribuyente. Es cierto que nuestra economía está internacionalizada pero no entendemos que el Gobierno se pliegue a sus recomendaciones. Lo que ha ocurrido hasta ahora, la campaña que se ha puesto en marcha tras el anuncio de la reforma de las pensiones, debería ser suficiente para que el Gobierno reconsidere la medida. Tocar las pensiones no toca en este momento. Lo contrario es una política insolidaria. Ha habido algunas matizaciones y nuestra propuesta es que vamos a tratar el tema con serenidad. Vamos a tratar de que se reconduzca el debate. Si no es así, contestaremos de manera contundente.

"Si nos agreden, responderemos contundentemente"
Comentarios